NOTA DE PRENSA – La sentencia del «Caso Morín» es vergonzosa, escandalosa, decepcionante e injusta

NOTA DE PRENSA – La sentencia del «Caso Morín» es vergonzosa, escandalosa, decepcionante e injusta

FEDERACIÓN ESPAÑOLA DE ASOCIACIONES PROVIDA
ONG Consultiva Especial del Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas

31 de enero de 2013Es una sentencia vergonzosa y escandalosa, decepcionante y profundamente injusta. Si alguien no tenía noticia de las prácticas del señor Morín, es hora de divulgarlas por todas partes, para que la opinión pública conozca a fondo, no sólo la crueldad que cualquier aborto lleva consigo, sino las circunstancias agravantes y los detalles de las prácticas que en sus centros de abortos se realizaban, propios de una macabra historia de terror. Tenemos constancia de que el informe de la Fiscalía dejó espantada a la propia defensa, sin embargo, la audiencia de Barcelona no lo considera suficiente para establecer una condena.

Varias cosas se desprenden de esta sentencia:

– La ideología prima sobre la justicia y no importa el bien ni la verdad que todo ser humano reconoce. Lo legal pretende sustituir a lo moral.

– En España es estos momentos, ningún tribunal de Justicia se atreve ni a condenar un aborto como ilegal, a pesar de que existan claras evidencias y pruebas, ni tampoco a poner en marcha los mecanismos de control para evitarlos.

– Si los abortos del Dr. Morín, caben en la actual legislación, queda claro que tenemos razón los que afirmamos que en España el aborto es libre. Lo peor de la ley actual es que el aborto se recoja como un derecho. Es la perversión de la ley, que legitima la muerte de inocentes. Lo que declararon los testigos (a pesar de las presiones a que se han visto sometidos): abortos de 28 semanas, máquinas trituradoras industriales, falsedad documental etc. Todo esto es un “derecho” en España.

Nos preguntamos a qué espera el gobierno del partido Popular y, en particular el señor Gallardón y apelamos a la conciencia de quienes tienen en su mano defender la vida por ley, como primer derecho fundamental indiscutible.

Existe una responsabilidad y culpabilidad por omisión en quienes mantienen una legislación injusta, en quienes se conforman con una apariencia de defensa de la vida o dejan cualquier resquicio en la ley y/o en su reglamento que permita legitimar la muerte de cualquier ser humano, sea cual sea su edad y condición. Si la sentencia clama al cielo, resulta aún más indignante escuchar las declaraciones de quien ha utilizado sus conocimientos médicos para matar y para arruinar la vida de tantas mujeres, de quien se ha enriquecido por medio de prácticas inicuas y sólo lamenta que se le privó de seguir con sus negocios.

Siento una enorme compasión por quien dedica su vida a destruir la de otros y además no manifiesta ningún arrepentimiento. Triste destino de una vida así. Confío en que en el tiempo que le quede de vida, algo o alguien resucite su conciencia y vea la muerte y el dolor que ha sembrado. Sólo entonces podrá arrepentirse y quizá ayudar a alguien a abandonar estas prácticas homicidas.

¿Cuál es nuestro propósito a partir de esta sentencia? Seguir trabajando. Queremos pedir a todos los que de una u otra forman luchan por defender la vida humana y su dignidad, que no se desanimen. Hasta de una sentencia injusta puede sacarse algo positivo, pues tal vez alguno reaccione. Esto debe hacernos más conscientes de que hay que seguir.

Queremos manifestar nuestro público reconocimiento a e-cristians, cuya demanda prosperó y a quien siempre hemos apoyado en esta lucha. Es responsabilidad de todos ayudar con los medios necesarios, por eso colaboraremos para que se recurra el caso ante el Tribunal supremo.

Alicia Latorre,
Presidenta de la Federación Española de Asociaciones Provida